lunes, 9 de julio de 2012

Fidelidad vs. lealtad, y poliamor.

En nuestra sociedad se nos enseña que cada persona debe estar con una única pareja. Es un modelo de amor en el que se estima que no nos pertenecemos a nosotros/as mismos/as, sino a nuestro novio o a nuestra novia. Y por tanto, hemos de jurarle eterna fidelidad.

Aunque el diccionario los recoge como sinónimos, para mí hay una diferencia entre los términos "fidelidad" y "lealtad.

- Fidelidad: Consiste en mantener una relación con una única persona, o con una única asociación, o con un único grupo de amigos/as.

- Lealtad: Consiste en mantener con las personas una relación honesta, sincera, transparente, basada en el respeto, la confianza, la libertad; consiste en apoyar y animar a las personas cuando precisan nuestra ayuda, en no dar puñaladas traperas, en cuidar...

Yo lo que doy realmente importancia es a esto segundo.

Para mí, las personas deben de ser leales, sí o sí; lo otro, la fidelidad, debería ser algo opcional y libremente elegido entre las personas u organizaciones. Por lo tanto, estoy total y absolutamente de acuerdo con las relaciones abiertas de pareja y con el poliamor.

Nunca he sido una persona fiel. Recuerdo que cuando era adolescente, una amiga muy celosa siempre me reprochaba que muchas veces no salía con el grupo, sino con otras personas; me llamaba traidor e infiel. Pues sí, para qué negarlo. No soy la típica persona que permanece todos y cada uno de los días junto a la misma persona. No soy la típica persona que sólo se va de cenas con su pareja, o que sería incapaz de acostarse con otra persona. A mí lo que me gusta es ir y venir cuando me da la gana, hacer lo que quiero, cuando quiero, como quiero y con quien quiero, con total libertad (recuerdo que no es lo mismo libertad que libertinaje, pues la libertad conlleva una cierta responsabilidad y un respeto. Es decir, que cuando digo "hago lo que quiero", no me refiero a que me dedique a robar bolsos).

Sin embargo, sí que sería incapaz de dar la espalda a mi pareja, o de dejarla abandonada si mañana tiene tal o cual problema y lo más cómodo para mí fuese salir corriendo. Sería incapaz de mandar a la basura a un amigo o una amiga que me pide ayuda.

Y es que yo no concedo mucha importancia a las relaciones físicas, sino que más bien atribuyo importancia a las relaciones emocionales y mentales. Por relaciones emocionales quiero decir estrechar lazos, compartir emociones, respetarse, ayudarse, cuidarse, etc. Por relaciones mentales me refiero a compartir ideas y opiniones, a conocer a la persona (por conocer a la persona no me refiero a si su color preferido es el azul y le encanta el chocolate, sino cómo es, cómo siente, cuáles son sus expectativas, etc), intimar, hablar sobre las alegrías y las tristezas...

En el único caso en el cual me molestaría bastante la infidelidad, sería si mi pareja y yo acordamos una relación cerrada y me pone los cuernos. ¿Por qué? No por la infidelidad en sí misma, sino porque estaría haciendo uso de una libertad que a mí me está quitando, y por ende me estaría siendo desleal. Además de que no soporto que una persona tenga más derechos y libertades que yo.

Pero, Enrique, ¿vas en serio cuando dices que estás de acuerdo con el poliamor? ¿Piensas de verdad que una persona puede enamorarse de dos personas a la vez? ¿Opinas que una persona puede tener más de un/a novio/a a la vez?

La respuesta para las tres preguntas es sí. Aunque mucha gente no quiera admitirlo porque les es más fácil autoengañarse y pensar que su novio/a les amará solamente a ellos y para toda la vida, lo cierto es que los seres humanos podemos enamorarnos de más de una persona a la vez. Y sobretodo, podemos amar a más de una persona al mismo tiempo. Aunque no estén enamorados de ellos/as... ¿no aman ustedes, a caso a sus hijos/as, a su pareja, a su padre, a su madre, a su abuelo/a, a sus hermanos/as, al mismo tiempo? ¿Y cómo se sentirían si alguien les dijese que tienen que decidir entre su padre y su madre, porque sólo pueden estar con uno? ¿Cómo se sentirían si alguien les obligase a elegir entre uno de sus dos hijos/as? ¿Cómo se sentirían si alguien les dijese que deben quedarse sólo con uno de sus hermanos/as y al resto echarlos de la familia?

Pienso que no somos objetos que se ganan o se pierden, sino que cada cual se pertenece a sí mismo/a, y que por ello mismo, tenemos todo el derecho del mundo a tener más de un/a novio/a simultáneamente. Porque, si tuviesen que elegir entro uno de sus dos pulmones, ¿con cuál se quedarían? Imposible elegir...

Otro motivo por el que estoy de acuerdo con el poliamor es que cuando una persona ama a otra, lo que quiere es su bien y su felicidad.

Imaginemos por un momento que nuestra pareja se enamora de otra persona, sin dejar de amarnos a nosotros/as, y esa persona corresponde a su amor. Si nuestra pareja es feliz también junto a ese/a otro/a novio/a, entonces esa otra persona le está haciendo un bien. Si queremos el bien para nuestra pareja, ¿no sería, acaso, lo más lógico, dejar que nuestro novio o nuestra novia esté también con esa otra persona, para que así sea feliz y esté bien, en lugar de tener que pasar por el dolor de tener que elegir? 

Y por último, si nuestra pareja está con ese otro chico o esa otra chica, estaría el doble de cuidada, el doble de protegida, habría alguien más que la hace feliz, si nosotros/as no podemos estar un día a su lado por un motivo cualquiera sí podría, quizá, estar esa otra persona, etc... ¿No sería esto mejor para nuestro amor?

En conclusión, opino que habría que enseñar a darle más importancia a la lealtad que a la fidelidad, y que otros tipos de pareja que se salgan del modelo de la media naranja, donde sólo existen él y ella (o él y él, o ella y ella), no deberían estar mal vistos. Yo prefiero mil veces que mi pareja se bese con otra persona o que mis amigos y amigas no estén todas las tardes conmigo, pero que un momento de dolor estén ahí, a que me sean plenamente fieles y que luego me dejen tirado.

Y por favor, que no venga ahora alguien diciéndome, como ya me han comentado otras muchas veces, que si pienso esto que estoy diciendo es porque en realidad no amo a mi pareja. Porque sí que la quiero, y mucho. Lo único que yo lucharía por estar a su lado, por ayudarla, por apoyarla, por defenderla... pero nunca por poseerla o por ganarla como si fuese un trofeo. Esa es una actitud muy humana, mas no pienso caer tan bajo.

16 comentarios:

Rowina dijo...

Al principio de leerte fui a estirarte de las orejas pero con tus argumentos finales me quedé de piedra. Así como lo explicás, no suena a caradura, sino lo contrario. Me dejaste pensando y se me hace una preguntita. Si nuestra pareja no comparte la idea, ¿qué hacer?

Enrique dijo...

Rowina:

Si tú fueses mi pareja, no compartieses mi idea y pensases que soy un caradura, estarías en todo tu derecho. No sólo no puedes obligarme tú a mí a elegir, sino que yo tampoco puedo obligarte a ti a aceptar lo que digo.

Así pues, lo mejor sería no seguir la relación, o que uno de los dos cediese.

Yo podría renunciar a la otra persona para demostrar tu amor por mí, pero al pedirme que renuncie a ella estarías demostrando tú lo contrario. Del mismo modo, tú, a petición mía, podrías resignarte y aceptar sí o sí que yo estuviese con la otra persona, pero al retenerte conmigo bajo unas condiciones que te disgustan, estaría con ello demostrando que no te amo.

Recuerda: si nos encontrarmos, es hermoso; si no, no hay nada que hacer juntos...

Saludos.

Ŧirєηzє dijo...

si enrique...todo lo que dices es muy bonito...y yo estoy a favor del poliamor... cuatriamor...o decimoamor..
la libertad ante todo y más que nada en este mundo...

pero YO,...esta que te escribe...no entiendo el amor sin fidelidad...
si el hombre al que amo... le apetece hacerle el amor a otra mujer... ami me mata de pena....

que no deberia de ser asi?...
pues seguramente...
pero asi lo siento...
asi me va...como me va...jajajaa...

Un abrazo...¡¡¡

Déjame que te cuente
www.dejamequetecuente.net

Enrique dijo...

Firenze:

Para mí, como muy bien has dicho, lo primero es la libertad. Por lo tanto, cada cual con su modelo.

No pienso que si a ti lo que te gusta es el amor con fidelidad esté mal. Es tu opción y ha de respetarse.

Con esta entrada no ataco al amor con fideliad; solamente defiendo un modelo diferente, que no es muy común y que además está poco aceptado y muy repudiado.

Un abrazo.

Tributo femenino del distrito 7 dijo...

Me encanta tu entrada, como siempre!

Estoy totalmente de acuerdo que no es lo mismo fidelidad que lealtad, y por supuesto prefiero lo segundo.

Estoy de acuerdo con lo del poliamor y aunque no he tenido nunca una relacion abierta estoy dispuesta a intentarlo si alguna vez me sucede.( No puedo prometer nada porque al fin y al cabo é sido 20 años influenciada por la idea de amor posesivo que difunde la sociedad y eso tiene que afectar algo en el subsconciente, pero es mucho más de lo que muchos estarian dispuestos)


Al explicarte lo de "hago lo que quiero" me acuerdo de los largos debates que é tenido siempre que he dicho que me gustaria que todos tubieramos una libertad total. Siempre me han dicho: Claro y a mi me apetece robar o matar y lo hago y punto... y yo siempre acabo de los nervios intentando explicar que libertad no significa falta de respecto o que puedas pisar a los demás, si no todo lo contrario. ( si haces mal a alguien ya no le dejas ser libre, por lo tanto ya no todos somos libres. Asi que ya no entra en la definición, si tu me entiendes)


Lo de acordar ser fieles y que el otro luego pase si me molesta bastante. Todos me dicen que es lo mismo y yo creo, como tu, que no. Creo que no porque te esta engañando y mintiendo( esta siendo desleal) y te priva en parte de tu libertad sin privarse el/ella.


P.D: Te he pillado. Esa frase del final es de Kirtash, te has adueñado de ella... jajaja

Enrique dijo...

Tributo:

Tienes toda la razón al decir que la libertad plena no implica robar, ni matar, ni cometer males.

Para que la próxima vez que te lo digan puedas tener un argumento fundamentado, te contaré una cosa:

El propio diccionario de la RAE recoge dos términos diferentes: el de libertad y el de libertinaje.

La libertad es:

"Facultad natural que tiene el hombre de obrar de una manera o de otra, y de no obrar, por lo que es responsable de sus actos".

Libertinaje hace referencia al:

“Desenfreno en las obras o en las palabras”.

Si nos fijamos, observamos que la definición de libertad tiene un término importante: responsabilidad. La libertad se ejerce con responsabilidad, sin dañar a las demás personas. En el momento que ésta se ejerce de forma desenfrenada, sin responsabilidad, ya no es libertad, sino libertinaje.

Así pues, estamos de acuerdo en eso.

Y sí, es cierto que la frase final no es mía, sino de Kirtash. Pero como quienes leen mi blog han visto la entrada de "El amor a lo Kirtash", en donde puse las frases, ya se sabe que la he sacado de ahí. :)

Saludos.

Tributo femenino del distrito 7 dijo...

Yo tambien utilizo frases de personajes que me gustan. :D era solo para bromear.

La verdad es que es mi frase favorita de Kirtash, pero completa, no se si la recuerdas:

Pelearía por defenderla, hasta la muerte si es preciso, pero no por tenerla, como si fuera un objeto, una posesión mia. Esa es una actitud muy humana, pero aún no he caído tan bajo.- Kirtash

Anónimo dijo...

En mi opinión la mayoría de los casos de infidelidad dentro de una pareja tienen bastante de deslealtad, es decir, de falta de lealtad o de “cuernos” para que se entienda. Una gran mayoría de relaciones son cerradas de mutuo acuerdo pero es un miembro de la pareja el que decide unilateralmente, con el desconocimiento del otr@, tener relaciones (sexuales) con otras personas. Por lo que ya no se trataría ya de una relación honesta, sincera y basada en el respeto y la confianza. Y esto se da tanto en parejas o matrimonios con o sin hijos.

De hecho he conocido algún caso en el que la persona infiel nunca lo reconoció, lo que fue visto por su pareja como un acto de deslealtad que le llevo irremediablemente a la separación. Y podría pensar que si esa persona lo hubiese reconocido a lo mejor el desenlace hubiese sido distinto.

En cualquier caso no deberíamos pues olvidar que existe esa clase de personas (mujeres y hombres) que no cumplen con los compromisos y obligaciones, que manipulan, engañan y que utilizan a los demás.

Y sinceramente no creo que merezcan otra oportunidad pues parece que difícilmente cambiaran.

Un cordial saludo.

Tina dijo...

Qué sorpresa encontrarme esta entrada por aquí, no es muy común que la gente conozca (y menos aún que apoye) el concepto de poliamor :) hace unos meses escribí una entrada parecida en mi blog.

Yo creo que fidelidad (en términos generales) es lo mismo que lealtad, sólo que por metonimia (o como se llame) y costumbre de que lo hegemónico sean las relaciones monógamas, se ha equiparado en una de sus acepciones a la exclusividad afectivo-sexual, pero en realidad se llama así porque no cumplir esa exclusividad en una relación monógama es, precisamente, ser infiel o desleal (pues engañas a la pareja).

Rechazo bastante el término de novix y especialmente de pareja, pues creo que están ligadas a las connotaciones negativas de la relación monógama (celos, confianzas mal tomadas, reproches, falta de individualidad…). Sobretodo el término “pareja” a mí me suena a una especie de entidad de dos personas que se han unido perdiendo su individualidad, no sé. Yo soy yo y tengo una vida y la o las personas a las que amo otra. Me fastidia que no haya más palabras para describir esos sentimientos y relaciones, pero bueno, yo suelo hablar de amigos, ya que para mí esa línea divisoria entre “lxs amigxs” y “el/la novix” o “el rollo” me resulta muy borrosa, y prefiero no etiquetar demasiado y que surja lo que vaya surgiendo (pero vamos, no es una crítica hacia lo que has dicho ni nada, sólo una reflexión).

PD: ¡Hasta tenemos un bingo! así enfrentarte a los mismos prejuicios una y otra vez no es tan desesperante: http://sphotos-e.ak.fbcdn.net/hphotos-ak-prn1/63600_393797924040920_853906061_n.jpg

Enrique dijo...

Jajajajajaja. ¡Está genial lo del bingo! xD Sí, alguna vez me he topado con más de una frase de esas. Sobre todo en clase, cuando he hecho alguna exposición de trabajo sobre la Educación Sexual y las relaciones de pareja desde mi perspectiva. Más de uno/a se ha quedado alucinando en colores :D

Y sí, fidelidad y lealtad significan lo mismo. De hecho el diccionario recoge ambos términos como sinónimos; pero yo prefiero hacer la distinción por las connotaciones que han tomado.

Un abrazo.

Andrea Vil dijo...

Me parece coherente el hecho de preferir estar rodeado de personas leales, y más aún cuando es una pareja.

Pienso que una pareja debe estar basada en principios como fidelidad y lealtad, en conjunto dan buenas relaciones y en las sociedades es lo más conveniente ya que como seres humanos y necesitamos tener ese sentimiento de estabilidad, no hablo de poder llegar a acuerdos en este caso del "poliamor", lo que creo es que es poco probable AMAR a dos personas con amor de pareja, no me ha pasado y definitivamente creo la formación de una pareja conlleva a algo más espiritual y no creo que se lleve a cabo con varias personas o no por lo menos en la misma intensidad...

A esto, yo te pregunto a ti.. ¿Es posible AMAR (¿que concepto tienes de amar?) a dos personas? (hablo en cuanto a pareja.

Muchos saludos

Enrique dijo...

Buenas, Andrea Vil.

Te respondo a tu comentario por puntos, porque de él voy a sacar varias cosas, y así no nos perdemos.

1- Para mí, una pareja no debe estar basada en ningún principio. Las relaciones humanas, sean del tipo que sean, por supuesto, deben estar basadas en el respeto, el diálogo, la tolerancia, la equidad, la libertad, y, en general, en principios morales que mantengan la dignidad de las personas.

Pero yo no creo en ningún modelo estable de pareja.

Ya en su momento se dijo que no sería viable que dos seres humanos del mismo sexo se pudiesen amar o tener una relación sana, y hoy día vemos que no hay problemas. También se ha llegado a decir que no debían juntarse personas de distinta clase social; y no hay ningún problema. Por supuesto, hablar de parejas de distintas naciones o razas, se vería una locura, y esto no es así. Siempre se dijo que una pareja necesitaba tener hijos o hijas, y sin embargo muchas relaciones van bien sin necesidad de tener descendencia o adoptar a una criatura.

Muchas cosas se han dicho en cuanto a las relaciones de pareja; muchas normas sociales se han puesto; y, sin embargo, ya ves, todo tipo de relaciones puede acabar bien o mal. Así pues, la fidelidad o infidelidad, como todo en una pareja, en mi opinión, solo debe estar determinado por esa pareja en cuestión y por nadie más.

Por eso te digo que no creo que una pareja deba basarse en nada; solo debe basarse en el respeto a los mutuos acuerdos. Y si el acuerdo está en la relación abierta, o el poliamor, o lo que sea, ¿por qué no?

2- Que no te haya pasado que hayas amado a dos personas, no dice nada. La experiencia propia por lo general no es válida para hacer buenos planteamientos. Porque, si tuviésemos que basarnos en la simple experiencia, bien podría afirmar yo que la enfermedad del SIDA no existe porque nunca he cogido el VIH.

Sin embargo sabemos que existe y que más nos vale prevenir.

3- El amor es el amor. Yo no diferencio a amor de pareja, amor de madre o padre, amor de hermana o hermano. Amar es amar. Es un sentimiento, y no veo diferencia alguna. Otra cosa es que incorpores enamoramiento, deseo sexual, etc. De hecho, no sé qué necesidad tenemos de llamarlo amor. Es lo que es. Es un sentimiento que nos une; y, para mí, lo demás no importa.

Y ese amor puede ser igual para dos, tres o más personas...; ser igual de fuerte.

Al igual que no se divide el "amor de padre o madre" a medida que tienes más hijas o hijos, no tiene por qué dividirse el "amor de pareja" en caso de que te enamores de dos personas a la vez.

4- Por supuesto, una relación (de pareja, de amigas y amigos, de lo que sea), conlleva algo más espiritual. No entiendo las relaciones de hoy en día, que parece que se basan en estar con gente por pura diversión y utilización y ya está. Tienes un problema y te dicen "uy, mira, es que yo no voy a preocuparme por ti, porque a mí lo que me va es el rollo de salir a divertirme y...". Pufff. No sé en qué va a degenerar la humanidad con relaciones tan individualistas, formadas por personas que solo miran para su ombligo y que no saben lo que es la amistad.

Y la amistad es la clave de toda relación, de pareja o de lo que sea. Para mí, mi pareja no solo es una persona a la que amo y a la que deseo. Es también mi mejor amiga; mi compañera de vida; alguien a quien debo ayudar y tratar como una igual.

Con o sin sexo; con ella o con ella y alguien más; viviendo bajo un mismo techo o en casas diferentes; con criaturas o sin ellas de por medio; como sea, es alguien que forma parte de mi vida y a quien amo mucho. Y ya está. No creo que haya necesidad de prefijar nada ni si quiera de preocupare en cómo definirlo.

Saludos.

Anónimo dijo...

Yo estoy a favor del poliamor, pero me gustaría matizar algunas cosas, ya que pienso que no todo es tan simple como lo cuentas.

Para empezar me gustaría decir que no todo el que se opone a que su pareja esté con otra persona es porque sea una persona celosa compulsiva, sino que también influyen otras cosas.

Es cierto que mi pareja no tiene que tener ningún poder sobre mí y no puede obligarme a permanecer a su lado si yo quiero a otra persona, sin dejar de amarla a ella, perotampoco yo puedo obligarla a aceptar algo que ella no puede aceptar y que le duele en el alma. Esto no es un caso de posesivo, hablamos de una cuestión muy diferente. Si lo que hiere a una persona es el orgullo de haber perdido algo que considera suyo, todo lo que he dicho carecería de sentido, pues en ese caso no hay verdadero amor, ya que a la persona, más que dolerle la relación de su pareja con una tercera persona, lo que le molesta es que otra persona disfrute de algo de lo que sólo quiere disfrutar él. Pero no siempre es el orgullo lo que duele. Hay gente a la que de verdad, les duele mucho pensar que su pareja quiera estar con otra persona y si sabes que a tu pareja le duele eso y aún así mantienes relaciones con esa otra persona, estás siéndole desleal y no mereces estar con ella.

No puede haber lealtad sin fidelidad, las dos cosas van unidas de la mano. En el momento en que eres infiel, sabiendo el daño que causas, estás siendo desleal. Ahora, si tu pareja lo acepta y no le importa, allá ella, es su decisión, pero si no es justo que alguien no permita a su pareja ciertas cosas, tampoco lo es que está se vea obligada a aceptar algo con lo que no está de acuerdo para hacer feliz a la otra persona a consta de su propia felicidad.

Enrique dijo...

Anónimo:

Estoy totalmente de acuerdo contigo; y eso es algo que ya indico en la entrada.

Me autocito:

"En el único caso en el cual me molestaría bastante la infidelidad, sería si mi pareja y yo acordamos una relación cerrada y me pone los cuernos. ¿Por qué? No por la infidelidad en sí misma, sino porque estaría haciendo uso de una libertad que a mí me está quitando, y por ende me estaría siendo desleal."

Un acuerdo es un acuerdo. Y si esa persona no quiere poliamor, no hay acuerdo en el poliamor. Entonces, solo hay dos salidas: o se mantiene un tipo de relación aunque una de ambas partes tenga que aguantarse porque no tiene el tipo de relación que desearía, o se corta.

Lo importante de una pareja es que se mantenga un equipo con el cual ambas partes estén a gusto y ganen.

Así pues, como te comentaba al inicio, totalmente de acuerdo.

Saludos.

Explosiva dijo...

Llego aquí luego de pasar por la pagina de la RAE y buscar las palabras "fidelidad" y "lealtad", porque no quedé nada satisfecha con que el asunto de que sean sinónimos.
Y... me sorprende gratamente encontrarme tan bien expresada por otra persona.

Por supuesto que no estoy de acuerdo al cien por ciento en todo, pero que ese minúsculo porcentaje de desacuerdo son detallitos de nada, más de forma que de fondo. En el fondo, en el mensaje y la idea, estoy tan de acuerdo, con el post y con las respuestas a los comentarios, que tengo que decirtelo.
(Y de repente esos detallitos de desacuerdo me impulsen a escribir, con lo cual salgo ganando, sí o sí ^.^)

Una lectora más para este blog.

Enrique dijo...

Muchas gracias por tu comentario, Explosiva. :D

¡Y bienvenida al blog!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...